Gloria Marulanda

2 followers
·
14 following
Gloria Marulanda
More ideas from Gloria
Un genial aperitivo que aparte de muy rico es tan fácil de preparar que no os podréis negar a probarlo… Ingredientes (4 personas):� 1 calabacín, lavado, cortado en láminas finas 4 latas de atún en aceite de oliva (80 grs.), … Sigue leyendo →

Un genial aperitivo que aparte de muy rico es tan fácil de preparar que no os podréis negar a probarlo… Ingredientes (4 personas):� 1 calabacín, lavado, cortado en láminas finas 4 latas de atún en aceite de oliva (80 grs.), … Sigue leyendo →

Granizado de manzana con menta (sabe como a mojito sin alcohol)

Recipe Granizado de manzana con menta by Thermomix Vorwerk, learn to make this recipe easily in your kitchen machine and discover other Thermomix recipes in Bebidas y refrescos.

En Colombia tenemos una gran variedad de frutas exóticas que no se encuentran en otros lugares. Recuerdo que a la entrada de las universidades, especialmente en las noches frías de Bogotá, se parqueaban unos carritos con unas ollas gigantes con agua aromática. No había nada más rico que salir de clases y tomarse un buen vaso de aromática bien caliente, con ese olor maravilloso. Una mezcla de tantas hierbas frescas, agua hirviendo y endulzada con panela, azúcar.

En Colombia tenemos una gran variedad de frutas exóticas que no se encuentran en otros lugares. Recuerdo que a la entrada de las universidades, especialmente en las noches frías de Bogotá, se parqueaban unos carritos con unas ollas gigantes con agua aromática. No había nada más rico que salir de clases y tomarse un buen vaso de aromática bien caliente, con ese olor maravilloso. Una mezcla de tantas hierbas frescas, agua hirviendo y endulzada con panela, azúcar.

En Colombia tenemos una gran variedad de frutas exóticas que no se encuentran en otros lugares. Recuerdo que a la entrada de las universidades, especialmente en las noches frías de Bogotá, se parqueaban unos carritos con unas ollas gigantes con agua aromática. No había nada más rico que salir de clases y tomarse un buen vaso de aromática bien caliente, con ese olor maravilloso. Una mezcla de tantas hierbas frescas, agua hirviendo y endulzada con panela, azúcar.

En Colombia tenemos una gran variedad de frutas exóticas que no se encuentran en otros lugares. Recuerdo que a la entrada de las universidades, especialmente en las noches frías de Bogotá, se parqueaban unos carritos con unas ollas gigantes con agua aromática. No había nada más rico que salir de clases y tomarse un buen vaso de aromática bien caliente, con ese olor maravilloso. Una mezcla de tantas hierbas frescas, agua hirviendo y endulzada con panela, azúcar.

En Colombia tenemos una gran variedad de frutas exóticas que no se encuentran en otros lugares. Recuerdo que a la entrada de las universidades, especialmente en las noches frías de Bogotá, se parqueaban unos carritos con unas ollas gigantes con agua aromática. No había nada más rico que salir de clases y tomarse un buen vaso de aromática bien caliente, con ese olor maravilloso. Una mezcla de tantas hierbas frescas, agua hirviendo y endulzada con panela, azúcar.

En Colombia tenemos una gran variedad de frutas exóticas que no se encuentran en otros lugares. Recuerdo que a la entrada de las universidades, especialmente en las noches frías de Bogotá, se parqueaban unos carritos con unas ollas gigantes con agua aromática. No había nada más rico que salir de clases y tomarse un buen vaso de aromática bien caliente, con ese olor maravilloso. Una mezcla de tantas hierbas frescas, agua hirviendo y endulzada con panela, azúcar.

En Colombia tenemos una gran variedad de frutas exóticas que no se encuentran en otros lugares. Recuerdo que a la entrada de las universidades, especialmente en las noches frías de Bogotá, se parqueaban unos carritos con unas ollas gigantes con agua aromática. No había nada más rico que salir de clases y tomarse un buen vaso de aromática bien caliente, con ese olor maravilloso. Una mezcla de tantas hierbas frescas, agua hirviendo y endulzada con panela, azúcar.

En Colombia tenemos una gran variedad de frutas exóticas que no se encuentran en otros lugares. Recuerdo que a la entrada de las universidades, especialmente en las noches frías de Bogotá, se parqueaban unos carritos con unas ollas gigantes con agua aromática. No había nada más rico que salir de clases y tomarse un buen vaso de aromática bien caliente, con ese olor maravilloso. Una mezcla de tantas hierbas frescas, agua hirviendo y endulzada con panela, azúcar.