Pinterest

Asi hablo zaratustra frases

Friedrich Nietzsche y su "Así habló Zaratustra."

Friedrich Nietzsche y su "Así habló Zaratustra."

〽️Todo placer, quiere eternidad. ️Friedrich Nietzsche

〽️Todo placer, quiere eternidad. ️Friedrich Nietzsche

... Friedrich Nietzsche. Y aquellos que fueron vistos bailando, fueron considerados locos por quienes no podían escuchar la música.

... Friedrich Nietzsche. Y aquellos que fueron vistos bailando, fueron considerados locos por quienes no podían escuchar la música.

Asi hablo zaratustra

Asi hablo zaratustra

frases celebres sobre la soledad - Buscar con Google

frases celebres sobre la soledad - Buscar con Google

asi hablo zaratustra-friedrich nietzsche-9788489163713

asi hablo zaratustra-friedrich nietzsche-9788489163713

Alejandra Pizarnik, Diarios, 2 de Febrero 1956

Alejandra Pizarnik, Diarios, 2 de Febrero 1956

Abuela cállate!!

Abuela cállate!!

Lo que callamos!

Lo que callamos!

De nadie seré, solo de ti. Hasta que mis huesos se vuelvan cenizas, y mi corazón deje de latir... Pablo Neruda

De nadie seré, solo de ti. Hasta que mis huesos se vuelvan cenizas, y mi corazón deje de latir... Pablo Neruda

Maybe next time...

Maybe next time...

Amén...°✿⊱╮° frases

Amén...°✿⊱╮° frases

Poema de Amor de Frida Kahlo

Poema de Amor de Frida Kahlo

Soy mujer de alas, no de jaulas. Lina Storni

Soy mujer de alas, no de jaulas. Lina Storni

Julio Villar

Julio Villar

Amado Nervo - ¡Ven acércate más! El campo umbrío, el cielo torvo y el ambiente frío, predisponen el alma a la tristeza. Ven, apoya en mi hombro tu cabeza; así, juntos, muy juntos, dueño mío.  Hablemos de tu amor; ¡de aquel soñado amor! Cuando el invierno desolado reina doquier, y pálidas se ahuyentan la ilusión y la fe, ¡cómo calientan los recuerdos benditos del pasado! .....

Amado Nervo - ¡Ven acércate más! El campo umbrío, el cielo torvo y el ambiente frío, predisponen el alma a la tristeza. Ven, apoya en mi hombro tu cabeza; así, juntos, muy juntos, dueño mío. Hablemos de tu amor; ¡de aquel soñado amor! Cuando el invierno desolado reina doquier, y pálidas se ahuyentan la ilusión y la fe, ¡cómo calientan los recuerdos benditos del pasado! .....